Picture
Para 2018 la masa de hielo permanente del Ártico se habrá perdido completamente
durante los veranos polares, afirmó el investigador del Consejo Superior de
Investigaciones Científicas, (CSIC) de España, Carlos Duarte.

Según el
científico, así lo muestran las últimas estimaciones de 2009 y 2010 de los
modelos sobre el cambio climático.

"Hasta el año 2006 los modelos
indicaban que a finales del siglo XXI es decir, en el año 2100, seguiría
habiendo en verano en torno a dos o cuatro millones de kilómetros cuadrados de
hielo en el Ártico", explicó.

Sin embargo, "a partir del año 2006 se han
venido constatando mínimos históricos sucesivos de exención de hielo, es decir
la pérdida de hielo se ha acelerado notablemente", explicó Duarte para añadir
que las estimaciones más recientes 2009 y 2010 están ya anticipando un Ártico
libre de hielo para el año 2018.

El científico español coordina la
Expedición Malaspina de España que llegó a Cartagena de Indias el pasado 12 de
junio tras finalizar la sexta etapa de su vuelta al mundo.

En contra de
lo que se creía, Duarte sostiene que el deshielo del Ártico sí contribuye al
aumento de los niveles del mar, pues provoca un cambia en el balance global de
calor de los océanos.

"Aproximadamente la mitad del aumento del nivel
mar que está teniendo lugar por efecto del cambio climático tiene que ver con lo
que llamamos la expansión térmica, o sea tiene que ver con el hecho de que un
océano más cálido es menos denso y ocupa para la misma masa de agua mayor
volumen, y esa es una de las fuerzas que impulsa el aumento", explicó.


Según Duarte, la desaparición de la capa de hielo ártica influirá en el
calentamiento general del océano debido a que la radiación solar, que antes era
reflejada por los hielos polares, ahora entra directamente al mar y éste se
calienta poniendo en peligro las placas de hielo vecinas, en especial la de
Groenlandia.

"La preocupación está en la gran placa de hielo de
Groenlandia que tiene más de mil metros de espesor (...) hasta el punto de que
ya se considera de que se va a fundir irremediablemente", indicó el investigador
español.

Consideró que esta pérdida de hielo en Groenlandia "hará
aumentar el nivel del mar cerca de siete metros globalmente", lo que va a causar
"erosión de costas en todas las zonas costeras del planeta".

Citó como
ejemplo a Cartagena de Indias, "una ciudad cuyo litoral está siendo muy
castigado por la erosión costera y en buena medida debido también al aumento del
nivel del mar", aseguró Duarte.

Asimismo, el científico cree que la
licuefacción del ártico es imparable "porque es un proceso no lineal que se va
acelerando a sí mismo, y una vez se pone en marcha es muy difícil detenerlo".


La única forma de frenar ya ese proceso, dijo, "sería enfriar el Ártico,
y el Ártico es una de las zonas que se está calentando más rápidamente con una
tasa de 0,4 grados por década, 3 veces mayor a la tasa promedio de la Tierra". 



 


Comments




Leave a Reply